Los atascos podrían solucionarse con la mitad del dinero que cuestan. Parte III: Carpling.com

Como es normal, en el documental se habló de las líneas de alta ocupación y de las iniciativas de coche compartido, aunque fue muy brevemente. Se mencionó algunas de las razones por las que la gente no se organiza para compartir coche para ir al trabajo; la comodidad e independencia del propio habitáculo, con nuestra música, nuestras reglas y nuestros momentos. También se mencionó que la solución a los atascos pasará por una total reeducación de nuestros hábitos y costumbres.

Este punto que apenas recibió una mención de 5 minutos, creo que es el único que realmente podrá hacer que desaparezcan los atascos. Y ¿Cómo conseguir cambiar los hábitos de la gente? pues de la única manera posible y como lleva haciéndose mucho tiempo, premiando o penalizando un determinado comportamiento.

En Carpling.com estamos convencidos de que con la mitad del dinero que cuestan los atascos, podría incentivarse a personas para que se organizasen en coche compartido. Con la mitad de lo que cuestan los atascos podrían retirarse los suficientes coches de la circulación como para que no se produjeran.

Sin embargo, los portales para compartir que existen en la actualidad son tan básicos que no podrían organizar suficientes vehículos de alta ocupación como para reducir un atasco. La razón por la que digo que son básicos, es porque solo ponen en contacto personas cuyo origen y destino coincidan. Por ejemplo, funcionan muy bien para ir a un concierto de música o cualquier otro evento multitudinario.

Si quieres reducir los atascos hace falta algo más que presentar personas cuyo origen y destino coincidan. Poniendo en contacto personas que pueden compartir parte del trayecto se multiplica entre 10 y 20 veces las probabilidades de encontrar a alguien con quien compartir coche. Es decir, tu puedes conocer gente con quien compartir coche y al que puedes dejar a mitad de camino o viceversa.

Este hecho diferenciador de Carpling.com podría ayudar considerablemente a formar grupos para realizar trayectos compartidos en las ciudades.

Para una movilidad urbana sostenible hay que compartir coche.

Esta entrada fue publicada en Movilidad Urbana Sostenible y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *